Víctor Carranza: Un misógino que alienta e incrementa la violencia de género en Coatzacoalcos. Reviewed by Momizat on . CONTRAESQUINA POLÍTICA   Fernando Martínez Plascencia   Congreso de Veracruz: Cómplices de un orate. Cuitláhuac García: Deshonroso Primer lugar en fem CONTRAESQUINA POLÍTICA   Fernando Martínez Plascencia   Congreso de Veracruz: Cómplices de un orate. Cuitláhuac García: Deshonroso Primer lugar en fem Rating: 0
You Are Here: Home » Opinión » Fernando Martínez Plascencia » Víctor Carranza: Un misógino que alienta e incrementa la violencia de género en Coatzacoalcos.

Víctor Carranza: Un misógino que alienta e incrementa la violencia de género en Coatzacoalcos.

Víctor Carranza: Un misógino que alienta e incrementa la violencia de género en Coatzacoalcos.

CONTRAESQUINA POLÍTICA

 

Fernando Martínez Plascencia

 

  • Congreso de Veracruz: Cómplices de un orate.
  • Cuitláhuac García: Deshonroso Primer lugar en feminicidios.

Nuevamente Coatzacoalcos es noticia a nivel nacional en violencia de género, 4° lugar a nivel nacional, y Veracruz, en nuestro estado, por desgracia, 1 de cada 5 feminicidios son cometidos aquí, lo dice el Secretariado del Sistema Nacional de Seguridad.

 

Para vergüenza del gobernador-si es que le queda algo- Cuitláhuac García, ocupamos el deshonroso 1er lugar en este delito en todo el país.

 

Últimamente los feminicidios que inician con la violencia de género han terminado en feminicidios aquí en la zona sur, basta ver los últimos datos sobre la muerte de varias jóvenes, incluso estudiantes, y en lugar de que el congreso tome medidas para detener esto, exigir resultados a las oficinas de seguridad, se da el lujo de recibirle al orate alcalde de Coatzacoalcos, Víctor Carranza, una solicitud de juicio político en contra de la Sindica Yazmín Martínez Irigoyen, buscando su desafuero, como si no hubieran cosas más importantes que hacer.

 

La única “prueba” que presentó al congreso fue que no le prestaron las oficinas de la sindicatura para resaltar su ego, y dar el grito de independencia desde el balcón contiguo a dichas oficinas, sin embargo, la síndica permitió el acceso, más no que su mobiliario fuera removido, para desalojarla, obligarla a salir, ordenó a su títere, Agustín Jiménez, director jurídico, amedrentarla con más de 20 policías municipales, a quienes la síndica encaró y señaló de abuso de poder en contra de una mujer.

 

Un duro golpe a la débil gobernabilidad del disparatado presidente municipal de Coatzacoalcos Víctor Carranza, al solicitar al Congreso local se aplique esta medida, a todas luces improcedente, a la síndica Yazmín Martínez Irigoyen, por interponerse, porque ese es el verdadero trasfondo político, en su desmedida ambición de manejar, y apoderarse de los recursos públicos a su antojo.

 

Víctor Carranza no quiere que nadie le diga nada, y mucho menos quien, en uso de sus atribuciones como miembro de la Comisión de Hacienda, ha solicitado en reiteradas ocasiones a tesorería y al área de contabilidad, le informen la forma de cómo se está distribuyendo el dinero, ya que éste pasa, sin que a ella se le tome en cuenta, y únicamente le piden firmar, sin que exista transparencia financiera.

 

La actual administración se ha caracterizado por ocultar la información, violentando el derecho a estar informados, la página del ayuntamiento contiene cosas insulsas sobre el manejo de los recursos públicos, ah, y un premio de la Revista “Alcaldes” por contar con dicha página, como si esto fuera la gran creación.

 

A la información privilegiada, la que contiene números y datos duros, únicamente tienen acceso el nefasto regidor Benito Soriano, un sujeto sin escrúpulos, también de la comisión de hacienda, quien en poco tiempo-quienes lo conocen, dicen, paso de recoger chicles a tomar whisky-ha amasado una fortuna que no concuerda con su salario, acumulada en base a firmar todo lo que le pongan enfrente, a no chistar, convirtiéndose en cómplice de los manejos sucios del alcalde.

 

No hay que olvidar que en pasada sesión de cabildo los Estados Financieros y el Proyecto de presupuesto de Ingresos y Egresos, fueron rechazados por un buen número de ediles, entre ellos la síndica, que no están de acuerdo de cómo han manejado los gastos, sin que estos reflejen obras de beneficio.

 

Pese al rechazo de los ediles a dichos estados financieros, éstos se aprobaron, sin embargo, esto ha sentado bases para que la ciudadanía se dé cuenta de que Víctor Carranza se ha convertido en un tipo sucio y asqueroso de la política municipal.

 

El alcalde busca, misóginamente deshacerse de Yazmín Martínez Irigoyen, quien realiza un trabajo serio, responsable, pero que por lo mismo, se ha convertido en una piedra en el zapato, por la única razón de pedir transparencia y rendición de cuentas, y que la opacidad sea desterrada, pero el alcalde, mal asesorado, opta por este método que terminará de dividir a un partido que ya camina en la decadencia, y que abre las posibilidades para que otros actores políticos se preparen para hacer escala en el 2021.

 

Este alcalde que no da una, que no tiene que hacer, traiciona los principios del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien representa a una izquierda que rechaza enérgicamente la violencia de género, un emblema que se desmorona, que se cae a pedazos por culpa de un mal funcionario, que traiciona no solo al partido que lo llevó al poder de la mano de AMLO, a los ciudadanos, y a la propia Iglesia en eso de la honradez, uno de los mandamientos en la Biblia que él conoce muy bien.

 

Lo peor es ver a un Congreso “dominado” por MORENA, insensible, que no frena al presidente Víctor Carranza, quien evade, en su desequilibrio mental, la responsabilidad con este gravísimo problema de violencia de género, donde, repito, Coatzacoalcos ocupa el cuarto lugar a nivel nacional, un hecho que lastima a las familias de Coatzacoalcos.

 

Este alcalde, no solo no hace nada para erradicar la violencia de género, sino que la incrementa y la alienta al solicitar, en otra de sus  ocurrencias, el desafuero en contra de la Síndica, sin que nadie, repito, ni el congreso, ni la dirigencia de  MORENA, ni el gobernador hagan algo al respecto, y mucho menos se pronuncie sobre una de sus militantes, una mujer que sufre el embate “institucional”, de un desadaptado mental, quien ante este hecho, ha venido recibiendo el apoyo de grupos que apoyan su postura de no dejarse intimidar por un tipo sin escrúpulos.

 

En realidad, todo esto se presume, es una farsa de Víctor Carranza para esconder su enorme corrupción, y desde luego, para tratar de cobrarse la afrenta por los sapos que ha tenido que tragarse, al negarse la síndica a firmar sus desvíos y el manejo discrecional de los recursos económico que, los hermanos Pintos Guillén manejan, uno, Miguel desde la Secretaría del ayuntamiento y el otro, Mario, desde la tesorería, un claro caso de nepotismo, el cual mancha la imagen del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, este caso sí debería ser tratado por el Congreso, no tonterías que en nada ayudan a su propio partido.

 

www.neopoliticatv.org

 

Leave a Comment

© 2016 Todos los derechos reservados plumasdelgolfo.com. Portal Desarrollado en WordPress por 24Creativo.

Scroll to top